lunes, 30 de junio de 2008

¿Es importante la oración comunitaria?

La oración comunitaria es una parte importante de la vida de la iglesia, junto con la adoración, la sana doctrina, la comunión y el compañerismo. La iglesia primitiva se reunía regularmente para aprender la doctrina de los apóstoles, partir el pan y orar juntos (Hechos 2:42), comenzando inmediatamente después de la resurrección de Jesucristo (Hechos 1:14) y continuando hasta este día. Cuando oramos junto con otros creyentes, los efectos pueden ser muy positivos. La oración comunitaria nos edifica y unifica mientras compartimos nuestra fe común. El mismo Espíritu Santo que habita dentro de cada creyente provoca que nuestros corazones se regocijen mientras oímos las alabanzas a nuestro Señor y Salvador, entrelazándolos juntos en un lazo único de compañerismo que no encontramos en ningún otro lugar en la vida.

Para aquellos que pudieran estar solos y luchando con las cargas de la vida, el oír a otros levantarlos hasta el trono de gracia, puede ser de gran ánimo. También nos edifica en el amor y cuidado por otros mientras intercedemos por ellos. La oración comunitaria también enseña a los creyentes jóvenes como orar y los trae a un compañerismo íntimo con el cuerpo de Cristo. Al mismo tiempo, la oración comunitaria solo será el reflejo de los corazones de los individuos que participan en ella. Venimos a Dios en humildad (Santiago 4:10), verdad (Salmo 145:18), y obediencia (1 Juan 3:21-22), con agradecimiento (Filipenses 4:6) y confianza (Hebreos 4:16). Tristemente, la oración comunitaria también se puede convertir en una plataforma para aquellos que dirigen las palabras no a Dios, sino a sus oyentes. Jesús nos advirtió contra ese comportamiento en Mateo 6:5-8 donde Él nos exhorta a no ser protagónicos, verborreicos o hipócritas en nuestras oraciones, sino orar secretamente en nuestros propios cuartos para evitar tal tentación.

No hay nada en la Escritura que sugiera que la oración comunitaria sea “más poderosa” que las oraciones individuales en el sentido de mover la mano de Dios. Es mas, muchos cristianos valoran la oración solo como el medio para “obtener cosas de Dios” y los grupos de oración se convierten meramente en una ocasión para recitar una larga lista de peticiones. Las oraciones bíblicas sin embargo, son multifacéticas, que involucran todo el deseo de entrar en consciente e íntima comunión con nuestro santo, perfecto y justo Dios. El que este Dios se incline a escuchar a Sus criaturas, provoca alabanzas y adoración para verter en abundancia (Salmo 27:4; 63:1-8), produce un sincero arrepentimiento y confesión (Salmo 51: Lucas 18:9-14), genera una efusividad de gozo y acción de gracias (Filipenses 4:6; Colosenses 1:12), y crea sinceros ruegos intercesores a favor de otros (2 Tesalonicenses 1:11; 2:16).

Las peticiones para el que ora, no se encuentran en las oraciones de Pablo o Jesús, excepto cuando en ellas expresan sus deseos, pero siempre en sumisión a la voluntad de Dios (Mateo 26:39; 2 Corintios 12:7-9). La oración entonces, es cooperar con Dios para que se cumpla Su plan, no para tratar de doblegarlo a Él a nuestra voluntad. Mientras vamos abandonando nuestros propios deseos en sumisión a Aquel que conoce nuestras circunstancias mucho más de lo que nosotros podremos, y que “sabe lo que necesitamos antes de pedirlo” (Mateo 6:8), nuestras oraciones alcanzan su más alto nivel. Por tanto, las oraciones ofrecidas en sumisión a la Divina voluntad, siempre son contestadas positivamente, ya sean ofrecidas por una persona o por mil. Aquí está el verdadero poder de la oración.

sábado, 28 de junio de 2008

¿Qué significa andar en el Espíritu?

Los creyentes tienen el Espíritu de Cristo, la esperanza de gloria dentro de ellos (Colosenses 1:27) Aquellos que andan en el Espíritu lo mostrarán cotidianamente, en constante santidad. Esto se deriva del haber elegido concientemente por la fe, confiar en el Espíritu Santo para ser guiados en pensamiento, palabra, y acciones (Romanos 6:11-14). La negligencia de depender de la guía del Espíritu Santo, resultará en un creyente que no viva a la altura del llamado y a la posición que provee la salvación (Juan 3:3; Efesios 4:1; Filipenses 1:27). Podemos saber que estamos andando en el Espíritu si nuestras vidas muestran el fruto del espíritu, el cual es, amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre y templanza (Gálatas 5:22-23). Ser lleno (andando), con el Espíritu es lo mismo que permitir que la palabra de Cristo (la Biblia), more en abundancia en nosotros (Colosenses 3:16).


El resultado es agradecimiento, alabanzas y gozo (Efesios 5:18-20; Colosenses 3:16). Los hijos de Dios serán guiados por el Espíritu de Dios (Romanos 8:14). Cuando los cristianos eligen no andar en el Espíritu, y por lo tanto pecan contristándolo; se ha provisto su restauración a través de la confesión de sus pecados (Efesios 4:30; 1 Juan 1:9). “Andar en el Espíritu” es seguir la guía del Espíritu. Es en esencia “caminar con” el Espíritu, permitiéndole que guíe tus pasos y transforme tu mente. Para resumir, así como hemos recibido a Cristo por fe, por la fe Él nos pide que andemos en Él, hasta que seamos llevados al cielo y escuchemos del Maestro, “¡Bien hecho!” (Colosenses 2:5; Mateo 25:23)

Cuando Dios llama, hay que obedecer

El libro titulado "Los nombres de Dios", escrito por David Logacho, cita 19 nombres, Eloim, Elyon, El Shaday, El Olam, Jehová Sama, Jehová de los Ejércitos, Señor, entre otros nombres que revelan quién es Dios.

Éxodo 3:14 dice: "Yo Soy el que Soy respondió Dios a Moisés. Y esto es lo que tienes que decirles a los israelitas: Yo Soy me ha enviado a ustedes"

Es que Dios es una persona, con diferentes nombres, pero es Inmutable y Padre de misericordias y Dios de consolación, quien está pendiente de Israel y por eso llama a Moisés para liberar a los oprimidos.

Según Henry Matthew: "Dios le llamó benévolamente y Moisés respondió pronto a este llamamiento... La llamada divina se hace efectiva cuando le damos una respuesta obediente". La razón, Dios no es indiferente a la necesidad del pueblo y ve "tres cosas: 1) Las angustias; 2) Su clamor; 3) La tiranía de sus opresores". Les promete "He descendido para librarlos"

Dios llama a Moisés y despierta su curiosidad porque la zarza no se consume y se le revela como él "Yo Soy el que Soy", Él que existe, Él que está por siempre para salvarlos. Moisés se llenó de excusas, que no sabia hablar, pero Dios da a Aarón su hermano como portavoz, con una vara van a Egipto, como respuesta de Dios al clamor del pueblo.

Así como Dios prometió a Moisés: "Yo estaré contigo", igualmente está con todo creyente que obedece al llamado de Dios para servirle, como un Obrero, Pastor, Evangelista, Misionero, sea o no profesional, sirva a la Iglesia, a su comunidad y a los medios de comunicación.

Dios levanta personas que velen por la justicia de cada nación, que alcen su voz por las injusticias; pero sobre todo que honren al Señor Jesucristo, el Salvador, quien da paz y esperanza a nuestras ciudades. Israel fue oprimido por Egipto por 430 años, pero Dios prometió justicia y más tarde salen con las manos llenas.

Dios proveerá tu necesidad.

Fuente: Mi tiempo con Dios

viernes, 27 de junio de 2008

¿Cómo puedo conocer la voluntad de Dios para mi vida?

Hay dos claves para conocer la voluntad de Dios en una situación dada (1) Asegurarse que lo que está pidiendo o considerando hacerlo, no sea algo que la Biblia lo prohíbe. (2) Asegurarse que lo que está pidiendo o considerando hacerlo, va a glorificar a Dios, y va a ayudarlo a crecer espiritualmente. Si estas dos cosas son ciertas, y Dios todavía no le ha dado lo que le está pidiendo – entonces es probable que no sea la voluntad de Dios que usted obtenga lo que está pidiendo. O talvez, usted simplemente necesita esperar un poco más de tiempo para recibirlo. Algunas veces, conocer la voluntad de Dios es difícil. La gente quiere que Dios básicamente les diga qué hacer – dónde trabajar, dónde vivir, con quién casarse, etc. Romanos 12:2 nos dice, “No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cual sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.”

Dios raramente da a la gente esa información directa y específica. Dios nos permite hacer decisiones referentes a aquellas cosas. La única decisión que Dios no quiere que hagamos, es pecar o resistirse a Su voluntad. Dios quiere que tomemos decisiones que estén de acuerdo con Su voluntad. De manera que, ¿cómo saber cuál es la voluntad de Dios para usted? Si usted está caminando cerca del Señor, y deseando de verdad Su voluntad para su vida – Dios va a colocar Sus deseos en su corazón. La clave es desear la voluntad de Dios, no la suya propia. “Deléitate asimismo en Jehová, y él te concederá las peticiones de tu corazón” (Salmos 37:4) Si la Biblia no habla en contra de sus peticiones, y si estas genuinamente pueden beneficiarle espiritualmente – entonces la Biblia le da “permiso” para tomar decisiones y seguir a su corazón.

La esclavitud financiera

Explorando el concepto bíblico de la esclavitud económica.



- Alberto entró y pegó un portazo, le gritó al perro, pateó al gato y casi mata al canario...
... los niños se escondieron debajo de la cama y su esposa, con timidez, lepuso un plato de sopa sobre la mesa. Alberto entró y pegó un portazo, le gritó al perro, pateó al gato y casi mata al canario...



­Parece que papá tuvo un mal día ­susurró uno de los hermanitos que se había colocado fuera de la línea de fuego. En realidad, parecía que últimamente todos los días eran malos para papá. Alberto estaba experimentando en carne propia la presión de vivir en la esclavitud financiera.
No era que Alberto Rodríguez fuera pobre ni que ganara poco en su trabajo. Lo que pasaba era que no había sueldo que alcanzara...




Uno es "esclavo" en el sentido espiritual cuando hay algo que toma el lugar de Dios en su vida. La esclavitud financiera, entonces, existe cuando el dinero y las finanzas ocupan en nuestra existencia diaria el lugar de prioridad que le corresponde al Creador.Tomemos el ejemplo de Alberto y veamos cuáles son los síntomas más comunes de la esclavitud espiritual:



1. Preocupación excesiva por las finanzas
La persona en esclavitud financiera está en un nivel de presión económica tal, que no se puede sacar las finanzas de la cabeza. Está en el hogar y está preocupado por las finanzas, está en el trabajo y está pensando en las finanzas, está manejando su automóvil y calculando su estado económico en el banco, come y está planeando cómo hacer sus pagos... Es un manojo de nervios.



2. Enojo, ira y mal humor
Como el tema financiero lo acosa todo el tiempo, se pone de mal humor. Grita, está nervioso, se enoja por tonterías y más vale "perderlo que encontrarlo".



3. Avaricia
Como está tan preocupado y malhumorado, quizá hasta tiene actitudes incongruentes con su carácter.
­A ver si le mandamos unos dólares a mi mamá en Guatemala ­ le pide la esposa­. La situación está tan mal que está comiendo sólo una vez por día...
Nuestro sujeto contesta: ­¡Pues que aprenda a comer una vez cada dos días!



4. Resentimiento
El resentimiento puede producirse a causa de un mal negocio. Puede también estar dirigido a la sociedad o a la iglesia por ser culpables o por no reaccionar ante la situación en la que se encuentra el individuo. El resentimiento lleva casi seguramente a la amargura y a la miseria espiritual.



5. Indulgencia
Créase o no, el individuo que está bajo mayores presiones económicas es el primero en caer en la indulgencia. Sabe que no puede pagarse un lujo, pero de todas maneras se lo da porque "se lo merece".
­Necesito unas vacaciones ­dice el indulgente, y se compra un viaje a Hawai. De pronto, podría haberse ido al campo de su tía que le queda a dos horas de viaje de la casa y hubiera descansado igual. Pero el indulgente se va a Hawai, toma un crucero por el Caribe, se compra una nueva computadora o trae un auto "cero kilómetro" a la casa. Después de darle la noticia a su esposa, por supuesto que también debe pagar por la internación de la shockeada mujer en una unidad coronaria, pero es parte del "gusto que se merecía por haber sufrido tanto".



6. Inadecuado mantenimiento de datos
La persona que está en esclavitud financiera no sabe a dónde se le fue el dinero. Llega fin de mes y no tiene idea de cómo se gastó el sueldo. El área de los "gastos generales" es como un gran agujero negro en su universo financiero: el dinero que cae por allí ¡sólo Dios sabe a dónde va a parar! Le caen las "facturas sorpresa" y lo desequilibran. Sabe que su sueldo le debe alcanzar, pero no sabe por qué se "queda corto" cada mes.



Si usted se identifica con algunos de estos síntomas, hay dos o tres cosas que puede hacer:



Primero: Transfiera la propiedad de sus posesiones a Dios.
No es cuestión de orar y decirle a Dios que toda su vida es de El. Usted debe empezar a actuar como administrador de los bienes que Dios le dio y no como el dueño de sus propiedades. “El que confía en sus riquezas caerá” (Proverbios 11:28). Usted probablemente tenga que tomar algunas decisiones difíciles en un futuro cercano, y si usted es "dueño" de sus posesiones, de su casa o de su negocio, no podrá tomar esas decisiones con libertad.




Segundo: Acepte la dirección de Dios en su vida.
La Palabra de Dios dice: "Fíate de Jehová de todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos, y El enderezará tus veredas" (Proverbios 3:5-6). Comience a buscar en la Palabra de Dios (y no sólo en sus asesores financieros), cuál es el camino que Dios quiere que usted tome. Permita que el Espíritu Santo le hable, no a través de "sentimientos", sino a través de la Palabra. Recuerde que nuestro corazón es engañoso. No se deje llevar por "corazonadas". Asegúrese de que sus decisiones están cimentadas en la eterna Palabra de Dios.



Tercero: Establezca prioridades familiares correctas.
A pesar de la falta de espacio para desarrollar este tema, conviene, por lo menos, dejar un bosquejo con los puntos principales. Recuerde que el Salmo 127 advierte que a menos que Dios edifique nuestras vidas, estamos trabajando en vano. El segundo versículo dice: "Por demás es que os levantéis de madrugada, y vayáis tarde a reposar, y comáis pan de dolores; pues que a su amado dará Dios el sueño". Coloque a Dios en primer lugar en su vida. No a la iglesia ni a las actividades. Su relación con Dios debe ser su prioridad número uno.



Luego de su relación con Dios está la relación con su cónyuge (Efesios 5:22, 25). Recuerde que usted se casó con su cónyuge y no con sus hijos (¡ni con el jefe de su trabajo!). Muchos problemas surgen cuando ignoramos la enseñanza bíblica de que debemos dejar a nuestra madre y a nuestro padre para unirnos a nuestra esposa o esposo como si fuéramos una sola carne.



En tercer lugar está la responsabilidad hacia sus niños (Efesios 6:4 y Deuteronomio 6:6-9).
Finalmente, su responsabilidad hacia el trabajo (1 Timoteo 5:8) y/o el ministerio (Colosenses 4:17 y 1 Timoteo 3:2-5). Recuerde que si es ministro, pastor o líder, usted puede tener familia aunque su ministerio no ande bien; ¡pero no puede tener ministerio si su familia no anda bien! El ministrar efectivamente a nuestras familias es un requisito previo para poder ministrar en la obra del Señor.



Las iglesias deberían exigir que sus pastores tomen días libres semanalmente y se vayan de vacaciones por lo menos una o dos veces al año.



Si usted es un trabajador, note que su esposa es número dos, sus niños (o niñas) número tres y el trabajo está en cuarto lugar. Si su esposa o sus niños están sufriendo a causa de su trabajo, ¿quién debe ceder? ¿a quién va a sacrificar?



No es fácil vivir de acuerdo a prioridades bíblicas. Puede que signifique tener que cambiar de actividad laboral, trabajar menos, recibir menos ingresos, poseer una casa más pequeña o manejar un auto más viejo. Pero si usted comienza a vivir con prioridades familiares correctas, si acepta la dirección de Dios para su vida y se convierte en un buen administrador de los bienes, el tiempo y las relaciones que El le ha encomendado, formará parte de una exclusiva minoría de hispanohablantes que puede decir, con alegría en sus ojos, que son libres ­no de las preocupaciones económicas diarias sino ¡de la esclavitud de las finanzas!



Ahhh... y una cosa más: la próxima vez, por favor, cierre la puerta despacito que la acabamos de aceitar...



Autor: Dr. Andrés G Panasiuk - sigueme.net

El deseo de tener hijos y tener tierra

Bien se ha dicho que el ser humano, todavía no cambia, pues, desea tener hijos y tener tierra, y añado el tener poder. Ahora veamos como Dios cumple lo que promete. "Visitó Jehová a Sara, como había dicho, e hizo Jehová con Sara como le había prometido. Sara concibió y dio a Abraham un hijo en su vejez, en el plazo que Dios le había dicho" (Génesis 21: 1-2)

Se cuenta que una vez un político reunió a mucha gente del pueblo y cuando le tocó el turno de hablar al público, les arengó, diciendo: "Yo les prometo, construir un puente"; la multitud, le dijo; pero no hay Río, entonces dijo el político: "les haré un Río". Simple demagogia, de gente que promete y no cumple.

Pero que interesante es mirar la Biblia, y mirar que Dios cumple lo que promete. El Señor les prometió un hijo a Abraham y Sara; y así lo hizo. La esclava Agar y su hijo Ismael fueron expulsados de la casa de sus amos, porque ella menospreció a su patrona, y además ya había heredero legítimo.

Como buen creyente en Dios, Abraham un hombre de paz, pacta con Abimelec para no hacerle mal; a pesar de un pozo de agua que le habían hecho sin consultar a Abraham, este procede con bondad.

La actitud de Abraham, nos enseña a confiar en Dios, a orar; y saber tratar al prójimo. El hecho de que seamos creyentes en Dios, no nos debe exaltar los ánimos, ni disponer a relaciones tensas con los vecinos. Debemos buscar la paz; las relaciones entre compatriotas, para el bienestar de nuestra sociedad.

Confiemos siempre en las promesas del Señor. Si el hombre falla, ¿Por qué no prueba las promesas del Señor?

Ahora hágase un examen de conciencia, ¿Cumplo con mis promesas? ¿Deseo poder, tener hijos, tierra sin la bendición de Dios?

Fuente: Mi tiempo con Dios

jueves, 26 de junio de 2008

¿Cuál es el plan de Salvación?

¿Está hambriento? No físicamente hambriento, ¿pero tiene un deseo de algo más en la vida? ¿Hay algo profundo en su interior, que parece nunca estar satisfecho? Si es así, ¡Jesús es el camino! Jesús dijo, “Yo soy el pan de vida; el que a mí viene, nunca tendrá hambre; y el que en mí cree, no tendrá sed jamás” (Juan 6:35).

¿Está usted confundido? ¿Nunca puede encontrar un sendero o propósito en la vida? ¿Parece como que alguien ha apagado las luces y no puede encontrar el interruptor? Si es así, ¡Jesús es el camino! Jesús proclamó, “Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida” (Juan 8:12).

¿Alguna vez ha sentido, como que le han cerrado la puerta de la vida? ¿Ha intentado abrir muchas puertas, solamente para encontrar que detrás de ellas está vacío y sin sentido? ¿Está buscando una entrada a una vida plena? Si es así, ¡Jesús es el camino! Jesús declaró, “Yo soy la puerta; el que por mí entrare, será salvo; y entrará, y saldrá, y hallará pastos” (Juan 10:9).

¿Lo defrauda otra gente siempre? ¿Sus relaciones han sido superficiales y vacías? ¿Parece como que todos están tratando de sacar provecho de usted? Si es así, ¡Jesús es el camino! Jesús dijo, “Yo soy el buen pastor; el buen pastor su vida da por las ovejas…yo soy el buen pastor; y conozco mis ovejas, y las mías me conocen” (Juan 10:11,14).

¿Se ha preguntado qué sucede después de la vida? ¿Está cansado de vivir su vida por cosas que solamente corrompen y corroen? ¿Algunas veces duda de que la vida tenga algún significado? ¿Quiere vivir luego de que muera? Si es así, ¡Jesús es el camino! Jesús declaró, “Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá. Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente” (Juan 11:25-26).

¿Quién es el camino’ ¿Quién es la verdad? ¿Quién es la vida? Jesús contestó, “Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí” (Juan 14:6). El hambre que usted siente, es un hambre espiritual, y solamente puede ser llenada por Jesús. Jesús es el único que puede disipar la oscuridad. Jesús es la puerta a una vida satisfactoria. Jesús es el amigo y el pastor que estaba buscando. Jesús es la vida – en este mundo y en el próximo. ¡Jesús es el camino de salvación!

La razón por la que se siente hambriento, la razón por la que parece estar perdido en la oscuridad, la razón por la que no puede encontrar significado en la vida, es que usted está separado de Dios. La Biblia nos dice que todos hemos pecado, y por tanto estamos separados de Dios (Eclesiastés 7:20; Romanos 3:23). El vacío que siente en su corazón es por la falta de Dios en su vida. Fuimos creados para tener una relación con Dios. A causa de nuestro pecado, estamos separados de esa relación. Aún peor, nuestro pecado puede causar que estemos separados de Dios por toda la eternidad, en esta vida y en la siguiente (Romanos 6:23; Juan 3:36).

¿Cómo puede ser resuelto este problema? ¡Jesús es el camino! Jesús, por nosotros se hizo pecado (2 Corintios 5:21). Jesús murió en nuestro lugar (Romanos 5:8), tomando el castigo que merecíamos. Tres días mas tarde, Jesús resucitó, demostrando Su victoria sobre el pecado y la muerte (Romanos 6:4-5). ¿Por qué lo hizo? Dios mismo contestó esa pregunta, “Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos” (Juan 15:13). Jesús murió a fin de que nosotros pudiéramos vivir. Si ponemos nuestra fe en Jesús, confiando en Su muerte como el pago por nuestros pecados – todos nuestros pecados son perdonados y lavados. Entonces nuestra hambre espiritual será satisfecha. Las luces se encenderán. Tendremos acceso a una vida plena. Conoceremos a nuestro mejor amigo y buen pastor. Sabremos que tendremos vida luego de morir – ¡una vida resucitada con Jesús en el cielo por la eternidad!

“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que el él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna” (Juan 3:16).

¿Cuál es el significado de la vida?

¿Cuál es el significado de la vida? ¿Cómo puedo encontrar propósito, realización y satisfacción en la vida? ¿Tendré el potencial para lograr algo de importancia duradera? Mucha gente nunca se ha detenido a considerar cuál es el significado de la vida. Años más tarde, miran hacia atrás y se preguntan por qué sus relaciones se han desmoronado y por qué se sienten tan vacíos, aún cuando pudieron haber conseguido lo que emprendieron. A un jugador de béisbol que figuraba en el paseo de la fama del béisbol se le preguntó, qué le hubiera gustado que le dijeran al principio, cuando empezó a jugar el béisbol. El replicó, “Deseo que alguien me hubiera dicho que cuando alcanzara la cumbre, no encontraría nada ahí”. Muchas metas revelan su vacío solamente después de que se han desperdiciado años en su búsqueda.

En nuestra sociedad humanística, la gente persigue muchos propósitos, pensando que en ellos van a encontrar significado. Algunas de estas búsquedas incluyen: éxito en los negocios, riquezas, buenas relaciones, sexo, entretenimiento, hacer el bien a otros, etc. La gente ha testificado que mientras alcanzan sus metas de riquezas, relaciones y placer, todavía hay un profundo vacío interior – un sentimiento de un vacío que nada parece llenarlo.

El autor del bíblico libro del Eclesiastés expone este sentimiento cuando dice, “¡Vanidad de vanidades! ¡Vanidad de vanidades! ¡Todo es vanidad!”. Este autor tenía riquezas más allá de la medida, sabiduría más que cualquier hombre de su tiempo o del nuestro, mujeres por cientos, palacios y jardines que eran la envidia de los reinos, la mejor comida y el mejor y vino, y poseía cada forma de entretenimiento disponible. Hasta cierto punto, dijo que cualquier cosa que deseaba su corazón, el la buscaba. Y todavía, resumía diciendo, “la vida debajo del sol” (la vida es vivida como que esta fuera todo lo que podemos ver con nuestros ojos y experimentar con nuestros sentidos) ¡es vanidad! ¿Por qué hay tal vacío? Porque Dios nos creó para algo más allá de lo que podemos experimentar en el aquí-y-ahora. Salomón dijo de Dios, “El también ha puesto la eternidad en los corazones de los hombres…”. Estamos conscientes de que, en nuestros corazones, este “aquí-y-ahora” no es todo lo que hay.

En Génesis, el primer libro de la Biblia, encontramos que Dios creó a la humanidad a Su imagen (Génesis 1:26). Esto significa que somos mas como Dios que como cualquier otro (cualquier otra forma de vida). También encontramos que antes de que la humanidad cayera en pecado y la maldición cayera sobre la tierra, las siguientes cosas fueron verdad: (1) Dios hizo al hombre una criatura social (Génesis 2:18-25); (2) Dios dio al hombre trabajo (Génesis 2:15); (3) Dios tuvo compañerismo con el hombre (Génesis 3:8): y (4) Dios dio al hombre dominio sobre la tierra (Génesis 1:26). ¿Cuál es la importancia de estos puntos? Yo creo que por cada uno de estos, Dios intentó añadir a nuestro cumplimiento satisfacción en la vida, pero todo esto (especialmente el compañerismo del hombre con Dios) fue perjudicado por la caída del hombre en pecado y la maldición resultante sobre la tierra (Génesis 3).

En Apocalipsis, el último libro de la Biblia, al final de muchos otros eventos del fin de los tiempos, Dios revela que va a destruir esta tierra y cielo presentes como los conocemos, y conducirnos al estado eterno, al crear un nuevo cielo y una nueva tierra. En ese tiempo, El va a restaurar por completo el compañerismo con la humanidad redimida. Algunos van a ser juzgados indignos y arrojados en el Lago de Fuego (Apocalipsis 20:11-15). Y la maldición del pecado será disipada; no habrá mas pecado, aflicción, enfermedad, muerte, dolor, etc. (Apocalipsis 21:4). Y los creyentes heredarán todas las cosas; Dios habitará con ellos, y ellos serán Sus hijos (Apocalipsis 21:7). De este modo, llegamos a un círculo completo en el que Dios nos creó para tener compañerismo con El; pero el hombre pecó, rompiendo ese compañerismo; Dios restaura ese compañerismo completamente, en el estado eterno, con aquellos considerados dignos por El. ¡Ahora, ir a través de la vida haciendo nada y todo, solamente para morir separados de Dios por la eternidad, sería peor que vano! Pero Dios ha hecho un camino no solamente para hacer posible la dicha eterna (Lucas 23:43), sino también esta vida satisfactoria y valiosa. Ahora, ¿cómo se obtienen esta dicha eterna y este “cielo sobre la tierra”?

EL SENTIDO DE LA VIDA RESTITUIDO POR JESUCRISTO

Como hicimos alusión arriba, el verdadero significado tanto ahora como en la eternidad, se encuentra en que uno restaure la relación con Dios que fue perdida en el tiempo de la caída en el pecado de Adán y Eva. Hoy, esa relación con Dios es solamente posible a través de Su Hijo, Jesucristo (Hechos 4:12; Juan14:6; Juan 1:12). La vida eterna se gana cuando uno se arrepiente de sus pecados (ya no quiere continuar en esto, sino que quiere que Cristo lo cambie y lo haga una nueva persona) y comienza a confiar en Jesucristo como Salvador (vea la pregunta “¿Cuál es el plan de salvación?” para obtener mayor información en este tan importante asunto).

Ahora, el verdadero significado de la vida no se encuentra solamente en tener a Jesús como Salvador (maravilloso como es eso). Mas bien, el verdadero significado de la vida se encuentra cuando uno comienza a seguir a Cristo como Su discípulo, aprendiendo de El, pasando tiempo con El en Su Palabra, la Biblia, comunicándose con El en oración, y caminando con El en obediencia a Sus mandatos. Si usted es un no creyente (o talvez un nuevo Creyente) es probable que esté diciéndose, “¡Eso no suena muy emocionante o satisfactorio para mí!” Pero, por favor lea solamente un poquito más. Jesús hizo las siguientes declaraciones:

“Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas; porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga” (Mateo 11:28-30). “Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia” (Juan10:10b). “Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame. Porque todo el que quiera salvar su vida, la perderá; y todo el que pierda su vida por causa de mí, la hallará” (Mateo 16:24-25). “Deléitate asimismo en Jehová, y él te concederá las peticiones de tu corazón” (Salmos 37:4).

Todo lo que estos versículos están diciendo es que nosotros tenemos una elección. Podemos continuar buscando guiar nuestras propias vidas (con el resultado de vivir una vida vacía) o podemos escoger seguir a Dios y Su voluntad para nuestras vidas con todo nuestro corazón (lo cual resulta en tener una vida vivida por completo, teniendo satisfechos los deseos del corazón, y encontrando contentamiento y satisfacción). Esto es así porque nuestro Creador nos ama y desea lo mejor para nosotros (no necesariamente la vida más fácil, sino la mayor satisfacción).

Al cerrar, quiero compartir una analogía tomada de un pastor amigo. Si usted es un aficionado a los deportes y decide asistir a un juego profesional, puede aflojar unos pocos dólares y obtener un asiento “alejado de la acción” en las filas superiores del estadio, o puede soltar unos pocos cientos de dólares y estar muy cerca de la acción. En la vida Cristiana también es así. Observar la obra de Dios de PRIMERA MANO no es para los Cristianos domingueros. Ellos no han pagado el precio. Observar la obra de Dios de PRIMERA MANO es para los discípulos de Cristo incondicionales, quienes verdaderamente han dejado sus propios deseos, de manera que pueden seguir los propósitos de Dios en la vida. ¡ELLOS han pagado el precio (completa rendición a Cristo y a Su voluntad); ellos están experimentando la vida a plenitud; y pueden encararse a ellos mismos, y a su Hacedor sin lamentarse! ¿Ha pagado el precio? ¿Está dispuesto a hacerlo? Si es así, usted no va a anhelar sentido o propósito para su vida nuevamente.

miércoles, 25 de junio de 2008

Nombres de Dios - Primera Parte

Abba ~ "Papá": ¿Alguna vez ha pensado en Dios como en un "papá"? Gálatas 4:6 dice: "Y por cuanto sois hijos, Dios envió a vuestros corazones el Espíritu de su Hijo, el cual clama: ¡Abba, Padre!" "Abba" es una palabra aramea que significa "Papá, papito". Es una expresión de cálido afecto, intimidad y respeto por el padre de uno. Ahora, para algunos eso podría parecer una forma irreverente de dirigirse a Dios, pero Jesús llamó a Dios "nuestro Padre", en Mateo 6:9, y nos dio a nosotros el mismo derecho. En América los hijos llaman a su padre "papá", pero en el Medio Oriente dicen "Abba". Jesús dice que podemos llamar al gran Dios del universo "Abba Padre". ¡Papá!
Escrituras relacionadas: Marcos 14:36; Romanos 8:15; Gálatas 4:6

Adonay ~ Señor, Maestro:
El talentoso violinista Fritz Chrysler tuvo un violín Stradivarius que alguna vez perteneció a un anciano inglés. Chrysler quiso comprar el violín, pero el hombre le dijo que no estaba a la venta. Un día visitó nuevamente al anciano y le preguntó si le permitía tocar el violín, y el anciano le dijo que sí. Chrysler colocó el violín debajo de su quijada, y comenzó a mover el arco sobre las cuerdas. Grandes lágrimas inundaron los ojos del anciano. Chrysler miró el rostro del anciano y le dijo: "Lo siento, pero en verdad me gustaría mucho comprar este instrumento." Y el anciano le respondió: "No está a la venta, pero es suyo. Usted es un maestro. Usted es digno de tenerlo." Cuando llamamos a Dios "Adonay", estamos diciendo que Él es el Maestro. Sólo Él es digno, nadie ni nada más. Él es digno de todo lo que tenemos y de todo lo que somos.
Escrituras relacionadas: Deuteronomio 10:17; Salmos 2:4; 8:1; 97:5; 136:3; Isaías 1:24; 6:1; Romanos 10:9

Alfa Y Omega: El notable historiador H.G. Wells hizo una lista de los diez hombres más grandiosos de la historia, y el número uno en esa lista fue Jesucristo. Sin embargo, Jesús no pertenece en esa lista. Él no pertenece en la lista de nadie. Él es Jesús, el Primero y Último. Jesús dijo en Apocalipsis: "Yo soy el Alfa y la Omega." Alfa es la primera letra del alfabeto griego. Omega es la última. Si Jesús estuviera hablando a una audiencia hispana, diría: "Yo soy la A y la Z." ¿Sabía usted que la Biblia está hecha de sólo veintiocho letras? Lo que Jesús dice acerca de la palabra escrita, es verdad acerca de la palabra Viva. Juan, en el capítulo uno de su evangelio nos dice: "En el principio era el Verbo. Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros." Jesús fue en el principio como la Palabra de Dios. Y Él es la Palabra de Dios final por toda la eternidad.
Escrituras relacionadas: Apocalipsis 1:8; 1:11; 21:6; 22:13

Attiyq Youm ~ El Anciano De Días: ¿En qué piensa usted cuando oye este nombre de Dios: "el Anciano de días"? Isaías 46:9 y 10 dice: "Acordaos de las cosas pasadas desde los tiempos antiguos; porque Yo soy Dios, y no hay otro Dios, y nada hay semejante a Mí, que anuncio lo por venir desde el principio, y desde la antigüedad lo que aún no era hecho; que digo: Mi consejo permanecerá, y haré todo lo que quiero."
Sólo Dios puede decir, desde la antigüedad, las cosas que todavía no se han hecho. Thomas Watson, quien fue Director de la IBM dijo, allá en 1943, que había un mercado mundial tal vez para cinco computadoras. En 1977, el fundador de "Equipos Digitales" dijo: "No hay ninguna razón para que alguien quiera tener una computadora en su hogar." Son comentarios como éstos que nos ayudan a ver cuán necios somos al pensar que podemos saber el futuro. Sólo Dios es el "Anciano de días".
Escrituras relacionadas:
Daniel 7:9, 13, 14

Christos ~ El Ungido: Primera Juan 4:2 dice: "En esto conoced al Espíritu de Dios: Todo espíritu que confiesa que Jesucristo ha venido en carne, es de Dios." Juan utiliza dos Nombres: Jesús, que se refiere a Su nombre humano, y Cristo, que se refiere a su título divino. Jesucristo es, al mismo tiempo, completamente Hombre y completamente Mesías. Cristo significa Mesías, el Ungido. Ése es su título divino. Jesús es Dios en carne humana. Esta es la doctrina fundamental de nuestra fe: que Dios dejó el cielo y tomó forma humana. A esto llamamos "la encarnación". Cuando Jesucristo tomó sobre Sí mismo la humanidad, no la tomó cuando estuvo sobre la tierra y luego la dejó a un lado cuando regresó al cielo. Él tomó su humanidad de regreso al cielo con Él. Por toda la eternidad Jesucristo será un hombre.
Escrituras relacionadas: Mateo 1:16; 16:16-20; Marcos 8:29; Lucas 2:11, 9:20; Juan 1:41; 4:42; 6:69; 7:41-42; 11:27; 17:3; 20:31; Hechos 2:36; 3:18; 5:42; 8:37; Romanos 5:8; 5:15; 6:4; 6:23; 8:1; 8:39; 10:17; 1 Corintios 1:30; 11:3; 12:12; 2 Corintios 2:14-15; 5:17-20; 8:9; 12:9-10; Gálatas 2:20-21; 6:14; Efesios 1:5; 2:5-7; 4:15; Filipenses 1:6; 1:21; 2:5-11; 3:7-9; 3:20; 4:19; Colosenses 3:1-4; Tesalonicenses 5:9; 1 Timoteo 1:15-16; 2:5; Hebreos 3:6; 5:5; 9:14; 10:10; 13:8; 1 Pedro 3:18; 1 Juan 5:6; 20; Apocalipsis 11:15.

Comentarios del Dr. Rogers

Media mentira = pecado completo

Decir una media mentira equivale a pecar. Abraham como forastero en Gerar presentó al rey Abimelec como hermana a Sara, siendo su esposa. Era en realidad media hermana, y por lo tanto, dijo una media mentira, que se convirtió en una mentira.

"Entonces Abimelec tomó ovejas y vacas, siervos y siervas, se los dio a Abraham y le devolvió a Sara, su mujer…Entonces Abraham oró a Dios, y Dios sanó a Abimelec, a su mujer y a sus siervas, las cuales tuvieron hijos" (Génesis 20:14, 17)

Abimelec la tomó como una de sus esposas, con quien no tiene relaciones sexuales, porque Dios le advierte en sueños que era ajena. Abimelec fue íntegro e inocente, sin embargo, sufrió una enfermedad junto a sus seres amados.

Al enterarse de esto, Abimelec reprende a Abraham, le devuelve la esposa y una serie de obsequios. Abraham, ora por él y su familia y todos son sanados por el Señor.

Se dice que para mentir hay que tener buena memoria, el problema es que todo se sabe, y una media o una mentira completa es un pecado que trae consecuencias nocivas. Cuando se miente, con una doble contabilidad, para evadir los impuestos; el país acarrea males sociales.

No hay mentiras blancas, son de negro color; las grandes o pequeñas mentiras pronto serán descubiertas a la luz de la verdad. Si usted desea que su hijo no mienta, diga la verdad. Todos en algún momento, racionalizamos la mentira; pero la experiencia nos dice, que es mejor decir la verdad con prudencia, si es necesaria.

Que no le pase lo de Abraham, que casi pierde a su esposa, por mentir. Decir la verdad sin medias mentiras, es clave para esta época llena de corrupción, deficiencias en cuantos a valores y Ética cristiana.

Mi Tiempo con Dios

Oracion desesperada‏

"Salvame Dios mio, porque estoy a punto de ahogarme, me estoy hundiendo en un pantano profundo y no tengo donde apoyar los pies.

He llegado a lo mas hondo del agua y me arrastra la corriente.

Ya estoy ronco de tanto gritar; y la garganta me duele; mis ojos estan cansados de tanto esperar a mi Dios "

Salmo 69: 1-3

version Dios habla hoy


¿Que sigue despues del dia del dolor?

¿que viene luego del quebranto?

¿Cuando se terminara la afliccion?

si no veo el sol,

si las flores me ignoran,

si mis gritos se pierden en la soledad,

si mis lagrimas

se secan antes de caer.

Ven Santo Dios,

Ven,

levantate de tu trono

y mira las angustias de tu pueblo.

Ten compasion de los que sufren,

de los que claman a ti

en medio de las oscuridades

del dia.

Ven Dios bueno,

perdona a tus hijos,

Ven Dios protector,

sabemos que comprendes el dolor

porque tu Hijo Jesucristo

vivio en esta tierra.

Ven Dios Santo,

ven,

antes que se termine

la esperanza,

antes que nuestros pasos

rompan la frontera

entre

la espera y el abandono.

Ven Rey del universo,

no calles mas,

no esperes mas,

Levanta tu brazo poderoso

y no dejes mas

en el pantano

a tus hijos

que te aman

a los que han esperado en ti.

Ven Padre Santo,

antes que los demas

murmuren de ti,

al ver dejas en el olvido

a los que han llevado

tu nombre en alto

y que ahora te necesitan.

Ven Padre,

ven ahora.

no tardes.

Escrito por Jose Luis Gonzalez, detallitos.com

martes, 24 de junio de 2008

Dios me dijo que No - Samuel Hernandez



Le dije al Señor que queria paciencia, el me dijo que no,

la paciencia es producto de la tribulacion,

la paciencia es producto de la tribulacion,

no se concede se conquista.


Le dije al Señor que quitara mi orgullo, el me dijo que no,

es algo que yo tengo que entregar

yo le dije al Senor que yo queria riquezas y el me dijo que no,

que aprendiera a depender de el.


Yo le dije al Señor que sanara mi madre, el me dijo que no,

es un proceso que tenemos que pasar

a mi tiempo yo obrare entiendelo Samuel

que yo soy Yehova.

CORO:

Al fin he comprendido a ser tu voluntad

que eres mi dueño y mi guia lo eres tu

lo que el espiritu diga eso se hara

porque aqui en ti en mi manda Yehova (bis)


Le dije al Señor que sanara mi tierra, el dijo que no,

que primero hay que humillarse

si se humillara mi pueblo sobre el cual mi nombre es invocado

yo sanare su tierra y los perdonare

CORO.


Le dije al Señor que si me amaba, el me dijo que si,

al fin estas entendiendo

unas veces el contesta que si y otras veces te deja en hold o sea en espera

pero he venido a contentarme aunque me diga que no

CORO

¿Cuál es el punto de vista Cristiano acerca del suicidio?

De acuerdo con la Biblia, el que una persona cometa suicidio no es lo que determina su entrada al cielo. Una persona no salva que comete suicidio, no ha hecho más que “facilitar” su trayecto al lago de fuego. Sin embargo, la persona que cometió suicidio, a la larga irá al infierno por rechazar la salvación a través de Cristo, y no por cometer suicidio. La Biblia menciona cuatro personas específicas que cometieron suicidio: Saúl (1ª Samuel 31:4), Ahitofel (2ª Samuel 17:23, Zimri (1ª Reyes 16:18), y Judas (Mateo 27:5). Ellos fueron hombres crueles, malvados, pecadores. La Biblia ve al suicidio igual que al asesinato – eso es lo que es – asesinarse uno mismo. Dios es quien va a decidir cuándo y cómo va a morir una persona. De acuerdo con la Biblia, tomar ese poder en sus propias manos, es blasfemia contra Dios.

¿Qué dice la Biblia acerca de un cristiano que comete suicidio? Yo no creo que un cristiano que comete suicidio pierda la salvación y vaya al infierno. La Biblia enseña que desde el momento en que una persona cree en Cristo verdaderamente, está eternamente segura (Juan 3:16). De acuerdo con la Biblia, los cristianos pueden saber que poseen vida eterna, más allá de cualquier duda, sin importar lo que suceda. “Estas cosas os he escrito a vosotros que creéis en el nombre del Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis vida eterna, y para que creáis en el nombre del Hijo de Dios” (1ª Juan 5:13). ¡Nada puede separar a un cristiano del amor de Dios! “Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro” (Romanos 8:38-39). Si “ninguna cosa creada” puede separar del amor de Dios a un cristiano, y si incluso un cristiano que comete suicidio es una “cosa creada”, entonces ni siquiera el suicidio puede separarlo del amor de Dios. Jesús murió por todos nuestros pecados…y si un verdadero cristiano atraviesa un tiempo de ataque espiritual y debilidad, y comete suicidio – ese sería un pecado por el cual murió Jesús.

Esto no significa que el suicidio no sea un pecado serio contra Dios. De acuerdo con la Biblia, el suicidio es asesinato, este siempre está mal. Yo tendría serias dudas acerca de la autenticidad de la fe de cualquiera que clama ser cristiano y sin embargo comete suicidio. No hay circunstancia que pueda justificar a alguien, especialmente a un cristiano, que se quite la vida. Los cristianos son llamados a vivir sus vidas para Dios – la decisión de cuándo morir es de Dios y solamente de Dios. Talvez una buena forma de ilustrar el suicidio para un cristiano, sería tomar una breve explicación del libro de Ester. En Persia, tenían una ley en la que cualquiera que venía delante del rey sin ser invitado, podía ser ejecutado, a menos que el rey extendiera su cetro hacia la persona – indicando misericordia. El suicidio para un cristiano era forzar su camino para ver al rey en lugar de esperar que lo convoque. El rey le apuntaría con su cetro, para de manera compasiva concederle vida eterna, eso no significa que el rey estuviera feliz con la persona. Si bien esto no describe el suicidio, el versículo bíblico de 1ª Corintios 3:15, es probablemente una buena descripción de lo que le sucede a un cristiano que comete suicidio: “El mismo será salvo, pero como quien pasa por el fuego.”

Reflexion: Nuestro Ayudador


Un amigo mío me contó que en una ocasión pasó varios días en un suntuoso hotel noruego. Había muchos huéspedes que buscaban allí descanso y placentera vacación. Todo era ideal, si no fuese por una niñita que, empezando a estudiar música, insistía en ocupar el piano con frecuencia. Tocaba el piano con un dedo: una nota y un discorde. Con el natural resultado que cuando los otros huéspedes veían a esta niña acercarse al piano, de un acuerdo salían a gozar del aire libre, dejándola dueña del salón.

Llegó a este mismo hotel un renombrado músico, que, en seguida se dio cuenta de la situación.

En vez de ausentarse como los otros, un día él se sentó al lado de la niña, y cada vez que ella tocaba una nota, él atacaba un acorde de música exquisita. Ella tocaba otra nota, y otra y otra, mientras él continuaba introduciendo un acompañamiento encantador. La música alcanzó a los huéspedes que, por primera vez, oían sonidos armoniosos emanar del piano, e, intrigados, volvieron. La niña siguió su ejercicio y el músico prodigando su acompañamiento y, cuando ella hizo un discorde más terrible, él improvisó un arranque de armonía más sublime.

Así siguieron durante veinte minutos y luego el pianista, tomando la mano de la niñita, dijo: Señoras y señores, deseo presentarles la señorita a quien ustedes deben el concierto de esta tarde.

La niña sabía perfectamente que ella no era quien había producido la música, pero todos dieron muestras de agradecimiento al músico.

No puedo describir cómo me ha servido este relato, animándome durante largos años. Yo he sido esa criatura en el piano de la providencia de Dios. He hecho todo lo posible para producir música con un dedo y vez tras vez he tenido la conciencia de haber fracasado, produciendo sólo discordes. Mas, ioh!, he hallado al Espíritu Santo a mi lado, y El ha convertido cada una de mis notas discordantes en noble armonía.

Efesios 2:4-5
Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó, aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo.
1 Crónicas 16:34
Celebrad á Dios, porque es bueno; Porque su misericordia es eterna.
Salmos 57:10
Porque grande es hasta los cielos tu misericordia, Y hasta las nubes tu verdad

Fuente: Renuevo de Plenitud

Como esponjitas

Hace algún tiempo recibí un email de una suscriptora. Ella quería enseñarle a su hija de 6 años acerca de Dios, por lo que decidí abordar este tema. Gracias Elvira.

.

Los niños y las niñas son como esponjitas, absorben lo bueno como lo malo. Para ellos todo es natural y es aprendizaje, depende de nosotros guiarlos a lo bueno.

tvthumbnail.jpg Hoy en día la tecnología es tanta, y esta al alcance de nuestros hijos todo el día, por lo que necesitamos saber utilizarla en beneficio de ellos y de la familia. Cuando no ponemos límites, ni orientamos lo que hacen durante el día dejamos que lo bueno se convierta en malo.

.

Los niños pasan mucho tiempo frente al televisor y es ahí cuando más aprenden. No es que sea malo que vean televisión pero si hay que vigilar que están viendo en primer lugar. Luego tomar tiempo de sentarnos y comentar el programa, siendo una conversación de dos y tratar de que no se convierta en que todo es malo y no debes verlo porque “yo digo”.

.

Explicar qué por el lenguaje, la violencia, las mentiras, ect… no te gusta, además siempre ver que se aprende positivo. Si hablamos claro y conciso, ellos se sentirán grandes y sobretodo escuchemos su punto de vista. No estamos para obligar, sin explicar razones, es importante hablar como con un adulto.

.

Cómo son esponjitas que adquieren todo lo que hay a su rededor, entonces búsquemos programas que sean educativos, cómpremos juegos educacionales de computadora, libros de historias, todo aquello que haga que su mente trabaje.

.

Pero no sólo dejemos que está tecnología envuelva a nuestros niños, también motivemos al conocimiento de Dios, el mejor aprendizaje que puede existir. Que aprendan de Dios será bien fácil por su edad, pero por favor no caigas en legalismo, de que todo es malo y todo es pecado, porque cuando nos sucede esto, empujamos a nuestros niños a hacer lo que no queremos, puede ser por curiosidad, por enojo, rebeldía…
Algunos tips para que nuestras esponjitas se llenen de Dios:

.

biblia1thumbnail.jpg 1. Su Primer Biblia:

Lléva a tu hijo (a), a una librería cristiana, y cómprale su primer biblia, que sea de dibujos, letras grandes y poquitas, esto es un resumen ligero de la biblia, pero es bonito porque le va a encantar que le leas las historias, por experiencia con mi hijo de 6 años.

.

Puede ser que quiera otra cosa, así que preparémoslo en caso de que no puedas comprarle algo más, y si pudieras déjale escoger pues de todos modos son cosas que hablan de Dios, pero siempre cómprale la biblia.

.

Motívale a llevar la biblia a la iglesia, claro, asegúrate de ponerle nombre, para que no se pierda, si esto sucediera, por favor cuída como le regañas para que no se sienta mal y se confunda, llegando a no querer más biblias.

.

musicathumbnail.jpg 2. Música para Niños:

Búscale cds de música cristiana para niños, y si tienes carro, pónla cuando salgan, para que vayan aprendiendo, o en una radiograbadora, si tienes los medios cómprale una para su cuarto con cds de música para niños, no tienen que ser solo cristianos pues hay muy buena música para niños y son valiosos para la memoria y el aprendizaje.

.

Actualmente, tenemos una radio en internet en la misma página http://www.renuevodeplenitud.com/radio.html se llama Retoños, y es solo música para niños.

.

librosthumbnail.jpg 3. Libros de Enseñanza Bíblica:

Hay unos libros de escuela dominical que venden en algunas librerías cristianas, sino en internet, por ejemplo en: http://store.pandevida.com/browse.cfm/2,3748.html , ahí puedes encontrar el libro que más te guste por edad, puede ser estehttp://store.pandevida.com/browse.cfm/4,20952.htm que es para niños de 6 y 8 años o uno http://store.pandevida.com/browse.cfm/4,20961.htm, que es de 4 y 5, depende de las capacidades de tu hijo(a), puedes empezar con este y luego al terminar pasar al otro.

.

Es bueno trabajarlo 1 vez a la semana en familia, sacar unos 45 min, puedes comprar el del maestro que da la explicación de que hacer durante todo el período, escoger una canción puede ser del cd, cantarlo, luego contar la historia ( por esto es bueno el del maestro pues trae ayudas visuales), y luego hacer el trabajo manual, claro se puede abreviar las cosas, no tiene que hacer todo exacto. Al final decir y tratar de aprender el versículo bíblico y repasarlo entre semana.

.

Es un tiempo bonito juntos y aprendiendo de Dios.

.

libros-paoathumbnail.jpg 4. Preguntas:

Por supuesto que van a a empezar las preguntas por parte de él o ella, así que la visita a la librería es útil para ti también, compra un libro para ti, puede ser sobre etapas en los niños, o sobre la biblia, o lo que quieras, que te ayude a crecer también a ti. Y antes de tener el período de enseñanza, debes estudiarlo tu también. Puedes conseguir una biblia con vocabulario más fácil, que ayuda a leer la biblia y entenderla.

.

castigothumbnail.jpg 5. Disciplina:

Aunque los niños sean pequeños, son muy adelantados, tratémoslo maduramente, como te gusta que te traten a tí, porque si los tratas sin explicaciones, autoritariamente y controladores, se salen de las manos. Busca la comunicación, la confianza de que pueda contarte Todo, sin que te alteres, sino explícale los peligros, o los porque no, de sus acciones. Por supuesto que llegán momentos de castigo, pero nunca te excedas.

.

Nuestra manera de disciplinar debe ser muy diferente a como lo hicieron con nosotros, los niños son personas pensantes, analizan y confrontan, no te ofendas cuando te confronten, sino enséñale a hacerlo con respeto y de la manera adecuada. Ningun papá quiere que le pasen por encima a nuestros hijos, y esto lo hacemos muchas veces nosotros con ellos, creando así niños rebeldes o por el contrario muy sumisos que les hacen de todo y no se defienden. Hay que crear balance.

.

Puedes verlo(a) ahorita rebelde, pero esta definiendo su carácter y ocupa de tu instrucción, además de que te esta probando a ver hasta donde puede llegar, que tu NO sea un NO, y que tu SI sea un SI, no titubear en las decisiones, pero tampoco ser tajante, explícando porque lo decidiste.

.

Recuerda quien es el papá o la mamá, así que date tu lugar, pero con respeto hacia él o ella, para que te respete a tí.

.

oracionthumbnail.jpg 6. Oración:

La oración en muy importante, a la hora de las comidas: agradecer por lo que nos da Dios y pedir por los que no tienen, a la hora de acostarnos, por el día que tuvimos, su protección y pedir que cuide su sueño y envíe ángeles que lo(a) cuiden, su casa, su familia y sus sueños. y al despertarse: por un día más de vida, para que lo(a) cuide y proteja en el transcurso del día, y a la familia. Esto le enseñará que Dios esta presente en su vida las 24 horas y que confiamos en él.

.

Enseñemos que Dios ama la verdad; no es bueno mentir, él esta presente siempre y sabe todo, la compasión; por aquellos que no tienen, el perdón; todos nos equivocamos y tenemos que perdonar ….
Todo esto se logra principalmente con una muy buena comunicación, así que a hablar y escuchar se ha dicho, de todo no sólo de Dios, de cómo le fue en el Kinder, que le paso, que vio en la tv, que no le gusto cuando paso x , etc…

.

Espero que Dios te guíe en este proceso, y que puedas guiar a tu hijo en el camino de Dios, pero recuerda que nadie puede dar lo que no ha recibido, así que busca tú de Dios, aprende de él, y crece en él.

Sé tu también una esponjita.

Andrea Carrillo de Contreras. Renuevo de Plenitud

La ternura de Dios y de sus hijos‏


" Antes fuimos tiernos entre vosotros, como la nodriza que cuida con ternura a sus propios hijos"

1a. Tesalonicenses 2:7

L'image « http://www.univers-de-coco48.com/deco1.gif » ne peut être affichée, car elle contient des erreurs.

¿Como esta nuestro nivel de ternura?
Dios siempre nos ha mostrado que una de sus cualidades es la ternura para con todos los hombres. Nos dedica tiempo cuando estamos enfermos; nos brinda su abrazo en las circunstancias de grandes dificultades y cuando nos sentimos debiles, o empobrecidos, siempre viene en nuestro auxilio.
El amoroso cuidado de Dios, esta presto a brindarnos su ternura siempre, su trato es suave y delicado, especial y unico, porque no solamente se entera de nuestras dificultades, sino que tambien nos provee para cubrir lo que nos hace falta.
Esa misma ternura, Dios desea que cada uno de los creyentes, hagamos visible, mediante el trato fino y amable con todos los hermanos y tambien con todas las personas que nos rodean.
La ternura es una evidencia grande, de que Cristo mora en nosotros. La dulzura de Cristo se ve manifestada, mediante las palabras, la disposicion para ayudar al projimo, y el deseo ferviente para trabajar en la mies.
oracion:
Amado Padre Santo, venimos ante tu Santa presencia a pedirte que nos llenes de tu ternura, para poder ministrar a otros.
Quita de nuestros corazones, toda amargura, pereza y desanimo que nos impida ser agradables.
Ayudanos a estar dispuestos para brindar ayuda al necesitado y a correr la segunda milla para el servicio del Reino de Dios.
En el nombre de Cristo Jesus,
Amen y Amen.
Escrito por: Jose luis Gonzalez detallitos.com

lunes, 23 de junio de 2008

Ayuda en camino

Lectura: 1 Juan 3:11-20

Pero el que . . . ve a su hermano en necesidad y cierra su corazón contra él, ¿cómo puede morar el amor de Dios en él? --1 Juan 3:17.

Nuestros amigos se encontraban viajando de Georgia a Illinois en una van alquilada. Como a mitad de camino, su van se descompuso al dar contra un enorme hoyo en la carretera. Otros autos también se descompusieron, y la escena resultó bastante caótica.

Mientras nuestros amigos estaban tratando de entender las cosas, un policía ofreció llevarlos a un restaurante McDonald’s que quedaba cerca. Cuando llegaron allí, se sentaron en una mesa a esperar oír algo acerca del arreglo de la van. Debido a que estaban dedicados a servir a los demás, no tenían mucho dinero.

Mientras tanto, nos habían llamado para informarnos de la dificultad, pero no podíamos hacer mucho por ellos, excepto orar y confiar en que Dios los cuidaría. Mientras ellos y sus hijos se encontraban sentados a la mesa, se les acercó un hombre con bolsas de hamburguesas y papas fritas. «Dios me dijo que les debía dar comida» --explicó mientras daba de cenar a la hambrienta familia.

¿Cuántas veces hemos visto a Dios enviar ayuda en el camino? Por otro lado, ¿cuántas veces hemos sentido la urgencia de ayudar a alguien, y hemos resistido la idea?

Somos las manos de Dios sobre la tierra, creados tanto para recibir ayuda como para darla. ¿Conoces a alguien que necesite ayuda en el camino?

El día más oscuro

Lectura: Mateo 26:17-30

La piedra que desecharon los edificadores ha venido a ser la piedra principal del ángulo. --Salmo 118:22

Para celebrar la Pascua, los adoradores judíos cantan los Salmos 113–118, una sección llamada «el Hallel egipcio». La ceremonia se va elevando en un crescendo de agradecimiento por la libertad y la belleza de la vida dada por Dios. Termina con los participantes cantando y alabando a Dios, tanto para agradarlo como para expresar su propio placer. Un rabí lo explica como experimentando el «gozo emocional de la libertad».

Hacia el final de la comida de la Pascua se canta la segunda mitad de estos salmos de Hallel. Según el Evangelio de Mateo, Jesús y sus discípulos cantaron un himno y «salieron hacia el monte de los Olivos» después de celebrar su última Pascua juntos (26:30). Es muy posible que hayan cantado este salmo.

La piedra que desecharon los edificadores ha venido a ser la piedra principal del ángulo. Obra del SEÑOR es esto; admirable a nuestros ojos.Este es el día que el SEÑOR ha hecho; regocijémonos y alegrémonos en él.

Independientemente del himno que cantaran, la confianza que Jesús tenía en la bondad de su Padre celestial es asombrosa. Pudo alabar a su Padre aun cuando sabía que estaba a punto de vivir su día más oscuro.

Nuestro Pan Diario

sábado, 21 de junio de 2008

Alcanzando la Promesa

"Y habiendo esperado con paciencia, alcanzo la promesa"

Hebreos 6: 15

La espera es una de las pruebas que sentimos como una tortura, porque si fuera algo que esperamos y que no necesitamos, otra cosa seria. Por ejemplo, si deseamos hacer un viaje a Jerusalen, Boston o a la Florida, por placer, no nos importaria esperar toda la vida, porque es algo que no lo necesitamos para vivir.

Pero cuando la espera esta basada, en algo que aguardamos que llegue porque es necesario para la vida, tales como la salud, las finanzas para cancelar las deudas, una buena oportunidad de trabajo, estabilidad en el matrimonio, que uno de los miembros de la familia deje los vicios, crecimiento en la obra de Dios para los siervos que ministran, y toda clase de peticiones que hayamos elevado al trono de Dios, y que son de extremada urgencia y necesidad, y que en la sabiduria de Dios, aun no es el tiempo de enviar la respuesta, debido a algun proceso, ya sea para que alcancemos paciencia, sabiduria, madurez o simplemente, para que quede demostrado que le amamos aun sin recibir lo que hemos pedido, no es facil, esperar en esas circunstancias no es facil.

El versiculo citado, nos habla sobre Abraham, el cual fue probado durante muchos años, pero el cumplimiento de la promesa fue abundante.

Durante la espera, seremos atacados fuertemente por satanas, el cual cada dia, lanzara los dardos de:

Dudas, incredulidad, falta de fe, desanimo, pereza, y murmuraciones diversas.

Tambien seremos atacados por los seres humanos, los cuales vendran con palabras que nos tiraran al piso la fe, nos invadiran con frases de desconfianza y tambien de oposicion a Dios.

Esperar, no es facil, porque no es una espera pasiva, como quien espera que venga la lluvia en una tarde gris.

Esperar es una lucha tambien, porque aunque tengas hambre, y decidas esperar para que el alimento llegue, y lo hagas con mucha fe, alli llegara el diablo a provocarte, como lo hizo con Cristo, al pedirle que convirtiera las piedras en pan.

Esperar, cuando todo te dice que esperes, te lo dice la Biblia, te lo dice el pastor, te lo dice el sermon por la radio, te lo confirma el Espiritu Santo, pero las cuentas por cobrar siguen llegando a tu puerta, no es facil, esperar en esas circunstancias no es facil.

No es facil esperar, cuando tu familiar se muere del dolor por una enfermedad, y aparte de eso no tienes con que pagar la cuenta del hospital.

Como tampoco es facil esperar, cuando la esposa es ultrajada a diario, y el mensaje de Dios, es esperar, mientras continua recibiendo vituperios, no es facil.

Pero algo que es seguro, para todos los que confiamos en Dios, es que El cumplira sus promesas, El no es un engañador. Dios nos dara la salida, en todos los aspectos, la solucion vendra, y no con estrategias humanas, que lo que hacen es enredar mas a los terricolas, sino con estrategias de Dios, con la sabiduria del Todopoderso.

El tiene tu plan de solucion. Pero te digo algo, y pon atencion a esto:

Una vez, la solucion llegue, por favor, no te enredes mas, toma todo como un nuevo nacimiento despues del nuevo nacimiento. Se mas prudente en todo, en los negocios, en el amor, en todos tus proyectos. Depende del Padre para todo.

Recuerda que eres valioso, que vales mucho para Dios, no te dejara morir en esa prueba, y no lo olvides jamas, Dios es cumplidor de promesas.

Oracion:

Amado Dios, gracias porque siempre nos escuchas.

En este dia te rogamos por todos tus siervos que estan en espera de tu respuesta.

Ven amado Padre, y envia tu palabra de bendicion a cada uno.

Responde de acuerdo a tu sabiduria, y con tus brazos de amor, conducenos por las sendas de sabiduria y de justicia.

En el nombre de Cristo Jesus

Amen

y

Amen

Escrito por: Jose Luis Gonzalez – detallitos.com

Jesus, el mediador

Deshazte del gusano

Lectura: Proverbios 3:19-26

. . . guarda la prudencia y la discreción. . . Entonces andarás con seguridad por tu camino. . . Proverbios 3:21,23.

Un frustrado dueño de casa tenía un patio lleno de topos. Probó todo lo que se le ocurrió para derrotar a su enemigo subterráneo, pero estaba perdiendo la batalla. Finalmente un amigo le informó que estaba tratando de resolver su problema de la manera equivocada. Los topos no eran los culpables. El verdadero problema era el gusano del cual se alimentaban los topos. Si se deshacía del gusano, los topos no tendrían razón para quedarse.

El tercer capítulo de Proverbios nos da una situación paralela. En vez de topos, el problema es el temor, la clase de temor que nos roba la fortaleza durante el día, y el sueño durante la noche (vv.24-25).

Lo que también es evidente en este capítulo es que podemos eliminar nuestros temores sólo atando el «gusano» que lo atrae. Debemos eliminar nuestra autosuficiencia e irreverencia (vv.5-8). Tenemos que tratar nuestros caminos malignos y necios con una firme aplicación de la sabiduría divina y con entendimiento (vv.13-18). Sólo entonces cederá el temor.

Lo importante es conocer el verdadero problema para poder trabajar en él. Cuando se trata de temor, debemos tomar decisiones sabias basadas en la Palabra de Dios, y construir una relación de amor y confianza con Cristo. Eso es lo que se necesita para deshacerse del «gusano».

viernes, 20 de junio de 2008

La visión amplia de Dios

"…Alza ahora tus ojos y, desde el lugar donde estás, mira al norte y al sur, al oriente y al occidente. Toda la tierra que ves te la daré a ti y a tu descendencia para siempre" (Génesis 13: 14-15)


La Biblia dice que "Abram era riquísimo en ganado, y en plata y oro". No hay nada malo que Dios lo bendiga a uno; si va administrar eso para la Gloria de Dios, y el servicio al prójimo como lo hizo Abram, además este hombre de Dios, era sabio y prudente, al ver que había constantes altercadas entre sus pastores y los de Lot, decidió separarse.

Que irrespetuoso y qué falta de visión que tuvo Lot, era sobrino de Abram. No dejó que su tío escoja primero; se apresuró a tomar según él, la tierra próspera, sin meditar en que clase de vecinos tendría.

Lo cierto es que Dios cumple su promesa y bendice a su siervo Abram, y le dice "Alza tus ojos y mira…" Es que la mirada de Dios es diferente a la nuestra. Dios mira con profundidad, su visión tiene un gran alcance. Es que cuando "miramos como Dios mira, nuestros horizontes se amplían".

Dios quiere bendecidnos, para eso demos pasos de fe. Dios tiene planes grandes para tu vida; pero tienes que dar pasos de fe y de obediencia a su Palabra. Si quieres tener grandes visiones, confía en tu Dios que es Grande.

Abram después habitó en el "encinar de Manre" y edificó un altar a Jehová. Adora al Señor y sé agradecido por las bendiciones que te da.

Ahora, planifica con fe y con visión, a largo y a corto plazo, mira la meta y las estrategias a usar, considera el presupuesto, las personas, como ejecutar y evaluar las acciones a tomar.

Señor te alabo, por la vida, por el trabajo, por la familia, por tus bendiciones diarias en Cristo Jesús.

"Mi Tiempo con Dios"